El finiquito del trabajador fijo discontinuo

Finiquito trabajador fijo discontinuo

Siempre que un trabajador cesa en la empresa, se debe realizar la liquidación de las cantidades que aquella le adeuda por razón del trabajo realizado hasta la fecha. Esa liquidación recibe el nombre de finiquito, y no tiene carácter indemnizatorio, sino salarial.

El cobro del finiquito es un derecho de todo trabajador ante la extinción de su contrato de trabajo, pero ¿Qué ocurre cuando se trata de un trabajador fijo discontinuo y la relación laboral no termina? Ese es el tema que vamos a tratar en este artículo.

¿Buscas un abogado especialista en derecho laboral?

Te ayudamos a encontrar abogado laboralista de confianza en tu ciudad, sin compromiso. Contamos con una amplia red de abogados colaboradores por toda España y en cualquier materia.

Consulta a un abogado

¿En qué consiste el finiquito?

El finiquito es la liquidación de las cantidades adeudadas al trabajador por el trabajo realizado y que se pagan con motivo de la extinción del contrato de trabajo.

El finiquito no es una indemnización por despido ni por otro concepto, sino parte del salario del trabajador, e incluye las cantidades correspondientes al salario, a la parte proporcional de pagas extras y a los días de vacaciones no disfrutados, así como otras cantidades que retribuyan la prestación laboral y que no se hayan pagado al trabajador a la fecha de extinción del contrato.

Todo trabajador tiene derecho al finiquito, ya que supone el pago por el trabajo realizado, y no importa el motivo que haya dado lugar a la extinción de la relación laboral, ni siquiera si se ha incurrido en causa de despido disciplinario.

¿Tienen derecho a finiquito los trabajadores fijos discontinuos?

El contrato fijo discontinuo tiene unas peculiaridades que lo diferencian de los demás casos, ya que en él se suceden los periodos de actividad y de inactividad de manera indefinida, de modo que el trabajador trabaja para la misma empresa con carácter intermitente.

Durante los periodos de inactividad del trabajador fijo discontinuo, no se rompe la relación laboral, pero el trabajador tiene algunos derechos similares a los de los trabajadores cuyo contrato se extingue:

  • Tiene derecho a cobrar el desempleo, siempre que reúna los demás requisitos para ello, ya que se considera que se encuentra en situación legal de desempleo mientras no trabaja.
  • Tiene derecho a cobrar las cantidades liquidadas correspondientes al periodo trabajado.  

Sin embargo, las cantidades que cobra el trabajador fijo discontinuo a la finalización de cada periodo de actividad, y que se deben a los conceptos salariales generados por su trabajo desde el último recibo de nómina, no se consideran finiquito, sino liquidaciones de partes proporcionales. Así lo ha manifestado la jurisprudencia en varias ocasiones.

El finiquito implica, por tanto, finalización de la relación laboral, la cual no se produce cuando cesan los periodos de actividad del contrato fijo discontinuo.

Sí tendrá derecho al finiquito propiamente dicho cuando se extinga la relación laboral por cualquiera de los motivos contemplados en el artículo 49 del Estatuto de los Trabajadores. Mientras tanto, tendrá derecho a cobrar lo que se le adeude por razón del trabajo realizado hasta la fecha, pero no se considerará finiquito, como ya se ha explicado.

¿Buscas un abogado especialista en derecho laboral?

Te ayudamos a encontrar abogado laboralista de confianza en tu ciudad, sin compromiso. Contamos con una amplia red de abogados colaboradores por toda España y en cualquier materia.

Consulta a un abogado